Paseo por Barcelona

El pasado 27 de mayo, hace dos días, fui a revisión médica a Barcelona. Mi madre y a mí se nos ocurrió tener una nueva experiencia, en el que, en vez de ir en coche, que el trayecto se hace largo y cansino (sobre todo para ella, ya que es la conductora), decidimos ir en tren.

Nos levantamos pronto para estar a las seis y poco más, aproximadamente, para estar en la estación de tren de Vilafant, al lado de donde vivimos. Allí dejamos el coche y nos metimos en el tren.
Era pronto, pero vimos un cielo precioso.

Fuimos en AVE, había pocos pasajeros, pero al parar en Gerona, se llenó bastante.
Llegamos en la estación de Sants de Barcelona. Allí cogimos un metro que nos llevara a la Vall d'Hebron.
Llegamos temprano, pero al poco rato de estar esperando, me llamaron para hacerme la analítica.
Seguidamente nos fuimos a desayunar (mi madre ya desayunó en casa, pero yo tenía que estar en ayunas para la analítica...). A la nueve me tomé la medicación, esperamos un rato y nos decidimos por coger el metro e ir hasta Plaza Cataluña, ya que hasta las cuatro no tenía el médico los resultados de la prueba, y allí en la Val d'Hebron y alrededores no hay nada, nos moriríamos de asco del aburrimiento... xD

Bajamos en Cataluña, pero aun era muy pronto, todas las tiendas estaban cerradas. Así que nos recorrimos las Ramblas.
Encontré un Miró y le hice una foto.
 
 

Fuimos hasta a bajo de las Ramblas, donde vimos la estatua de Colón, aunque desde donde estábamos, solo se veía la parte de atrás, así que le hice una foto al trasero de Colón. xD

Al menos veo algo mientras espero horas a tener los resultados y conozco un poco más Barcelona.
Volvimos, subimos por las Ramblas y encontré un edificio con decoración oriental, decoración China.

No sé si en la foto se notan mucho las decoraciones...
También vimos otros edificios emblemáticos, como el Teatro Principal y un edificio neoclásico.

Llegamos al centro comercial El Triangle.
Allí mi madre se tomó un café y yo un zumo de piña. Después ella entró en la óptica de enfrente para buscarse unas gafas para la vista cansada. Yo entré en el FNAC.
En el FNAC compré un par de mangas (aquí la entrada de mis compras).
También compramos un librito para el nieto de la compañera de trabajo de mi madre, que el día anterior hizo su primer añito. >3<

Al terminar, fuimos a comer en el restaurante Udon que hay en la esquina, a la salida del Triangle.
¡Qué bien comí! Lo echaba de menos. xD

Después volvimos a la Vall d'Hebron, pero aun faltaba un rato muy bueno para la visita, así que descansamos en un banco al sol, allí me tumbé y me dormí. xD

Después fuimos a ver al médico, nos dio los resultados, ¡todos muy buenos!
Volvimos a la estación de Sants, cogimos el tren que nos llevó hasta Vilafant y volvimos a casa.
No tuvimos el palizón de siempre pero teníamos sueño por habernos levantado pronto. Una experiencia que a lo mejor repetimos para la próxima visita de dentro de dos meses.

Comentarios